Alejandra Pizarnik: Una Voz

25 de mayo de 2009

Lo que dice la poesía -Testimoniar sin lengua (fragmento I)

.

.........Gilles Deleuze deja claro que enfermedad y literatura no son compatibles: "No se escribe con las propias neurosis. La neurosis, la psicosis, no son fragmentos de vida, sino estados en los que se cae cuando el proceso está interrumpido, impedido, cerrado. La enfermedad no es proceso, sino detención de proceso” (en “Crítica y Clínica”, Barcelona, Anagrama, 1996, p. 11).
Visto desde esta perspectiva en la que escribir forma parte de un proceso – “un paso de vida que atraviesa lo vivible y lo vivido”- queda claro que ni la enfermedad es condición de la escritura – supuesto que subyace a la construcción del mito del “Maldito” moderno-, ni la escritura es un medio para curarse de ninguna enfermedad- supuesto que subyace a la idea de que el arte puede ser tomado como una laborterapia-.


..........Ambas variantes, a su vez, le abren el camino , entre otras formas degradadas de la crítica, a lo que se dio en llamar “psicoanálisis aplicado”. Pizarnik, en “ Sala de psicopatología”, dice: “Cuando pienso en laborterapia, me arrancaría los ojos en una casa en ruinas y me los comería pensando en mis años de escritura continua, 15 o 20 horas escribiendo sin cesar aguzada por el demonio de las analogías, tratando e configurar mi atroz materia verbal errante “. Afirmaciones como ésta convocan al conocido verso de Juan Gleman, “hagamos un mundo para que Alejandra se quede”. Sería deseable que en ese mundo- por lo menos en lo que se refiere al mundo acotado de la crítica- estuvieran dadas las condiciones para poder leer, en la obra de los poetas, aquello que tiende a disolver los dualismos en lugar de devolver esas obras, con mayor o menos sutileza a algún extremo que dé por interrumpido el proceso (dicotomías subsidiarias a la oposición realismo-formalismo se reprodujeron hasta lo inimaginable a lo largo del siglo XX). En ese sentido, se hace necesario apelar a un mundo que suicide sus preconceptos para no poner a la poesía- esa actividad tan peligrosa como un cuchillo sin hoja- a suicidar poetas.



-Tamara Kamenszain-

"La boca del testimonio: lo que dice la poesía".
Grupo editorial Norma- Buenos Aires 2007



4 comentarios:

sonoio dijo...

muy buena reflexiónensaiobreve!

un gran beso!!!

Tony Amesty dijo...

Esta cita es de Cervantes...."La razón de la sinrazón que a mi razón se hace de tal manera mi razón enflaquece…...o procura”

Que mas da.. lucido, cuerdo. El arte como forma de expresión es arte. La poesía en movimiento no entiende de lógicas, ni de fracasos ni de ambiciones, solo es eso, poesia, arte, una forma de expresión que sale a gritos del alma.

No importa la forma ni los modos, lo que importa es el resultado.


Una entrada impresionante, me estoy apasionando por Pizarnik!!!!

jose dijo...

muy , muy , bueno!!

حزقيال dijo...

Muy bueno el post
Gracias por impregnarme el mundo AP

La Poesía como todo Arte
Utilizado para expresar una emoción auténtica
Sin objetivo alguno, más que transmitir un sentimiento
Es el que realmente, conmueve

En el caso de AP
Ser tan sensible
Le provoco la enfermedad

Que le arrebato la VIDA
Terrenal

Porque ella aun vive
En cada palabra que hizo florecer

Y en nosotros
Los que la admiramos

Un Beso (como Pájaro Negro)